Huerto

Cultivar cebollas según el método chino para obtener una cosecha abundante.

71views

Cultivar cebollas según el método chino aporta muchas ventajas, entre ellas el gran tamaño de las cebollas, la resistencia a plagas y enfermedades y una alta productividad. El truco está en camas con surcos que mejoren el drenaje y el acceso a la luz. Siguiendo principios simples, podrá obtener una cosecha abundante y de alta calidad como un jardinero profesional.

Fuente: Youtube

Creando líneas elevadas

La preparación de un lecho para los bulbos implica crear hileras elevadas de aproximadamente 10 a 15 cm de altura. El suelo de las hileras debe estar bien aflojado y enriquecido con compost u otros fertilizantes orgánicos que aporten a las plantas los nutrientes que necesitan. Esto permitirá que el sistema de raíces se desarrolle mejor, lo que luego proporcionará a la planta suficiente cantidad de todo lo que necesita.

Plantación adecuada de bulbos.

Después de la preparación del lecho y del suelo, sigue la plantación propiamente dicha. En las crestas creadas, plante los bulbos a una distancia de 10 cm entre sí. También presiónelos ligeramente en el suelo al plantar para que las raíces puedan desarrollarse adecuadamente en el suelo.

Luego cubra ligeramente los bulbos con tierra de modo que su parte superior quede justo debajo de la superficie del suelo. Finalmente, riega todo el macizo de flores y ¡listo por ahora!

Riego regular durante el clima cálido.

Es importante regar la cebolla con regularidad mientras crece, especialmente durante la estación seca. El riego debe realizarse por la mañana o por la noche para evitar la evaporación del agua por el calor del sol. Riegue las cebollas solo hasta las raíces y, al regar, tenga cuidado de no regar en exceso, lo que también podría provocar la pudrición de las raíces. Sin embargo, los camellones están adaptados a esto y, por lo tanto, reducen en gran medida el riesgo de exceso de agua.

Mejorar la calidad del suelo mediante la fertilización

Durante la temporada de crecimiento, utilice fertilizantes orgánicos como compost o estiércol, que mejorarán significativamente la calidad del suelo y, por tanto, la salud de las plantas. No puedes equivocarte con los fertilizantes especiales para cebollas y ajos, que contienen todo lo que la planta necesita. Una vez que la cebolla esté lo suficientemente fuerte, ni siquiera necesitarás fertilizarla más, porque funcionará bien sin ella.

Inspección cuidadosa de las camas.

Las inspecciones periódicas de las plantas ayudan a detectar problemas potenciales y responder a ellos a tiempo. Para prevenir enfermedades y plagas no deseadas, es importante regar los lechos con regularidad. Las malas hierbas tienden a ser sus huéspedes favoritos, al igual que las cebollas.

Sin embargo, también puedes prevenirlos cultivando cebollas en un lugar soleado, utilizando un riego adecuado o invitando a tu jardín a insectos útiles, especialmente la mariquita o el ojo dorado común.

Artículos relacionados

Fuentes: gardenlux-cs.decorexpro.com, prastelnyk.cz

Leave a Response

Marina García
¡Hola! Soy Marina García, escritora de arte de la jardinería, amante de la cocina y defensora entusiasta de los consejos útiles.