Consejos útiles

Hidrata mejor que el agua y es una salvación en épocas de calor. ¿Cómo hacer una bebida isotónica casera?

39views

Cuando hace calor afuera, no podemos olvídate de una hidratación adecuada.

La mayoría de las veces buscamos agua o bebidas frías, pero no siempre es una buena opción.

Hoy te contamos cómo hacer una bebida isotónica casera que te hidrata mucho mejor que el agua y repone inmediatamente las sustancias perdidas.

El portal aconseja cómo hacer una bebida isotónica casera.

Uno de los ingredientes clave que utilizas en la cocina constantemente y no está asociado con bebidas.

No sólo los deportistas, sino todo el mundo debería beber bebidas isotónicas, especialmente cuando hace calor afuera.

Pero claro, no hablamos de los dulces, bebidas de colores de la tienda – Lo mejor es hacer tu propia bebida isotónica casera con varios ingredientes.

Pero una cosa que ella no debería nunca falta y eso es sal.

¿Por qué añadir sal a las bebidas isotónicas caseras?

Pues a algunos les sorprenderá esto, pero es necesario si queremos hidratarnos adecuadamente y reponer los microelementos perdidos.

Durante el clima cálido y el aumento de la actividad física, perdemos sodio a través del sudor.

Añadiendo aunque sea una pequeña cantidad de sal, compensarás sus carencias y además conseguirás que el agua que bebes se absorba mejor gracias a ella.

Además, mejorará la circulación sanguínea y puede ayudar a combatir los calambres (especialmente si practicas mucho ciclismo o corres regularmente).

¿Cómo hacer una bebida isotónica casera?

Sabe muy bien e hidrata mejor que el agua.

Ingredientes:

1 litro de agua mineral

medio pepino verde

4 rodajas de limón

unas hojas de menta o 2 ramitas de romero

1 cucharada de vinagre de manzana

1 cucharada rasa de azúcar o miel

cucharadita plana de sal

unas rodajas de jengibre fresco

cubos de hielo

Acercarse:

Lava bien el pepino y córtalo en rodajas.

Del mismo modo, corta el limón y tritura la menta en tus manos.

Poner los ingredientes en una jarra o botella, cubrir con agua, añadir sal, azúcar y vinagre.

Mezclar todo bien para disolver el azúcar y la sal.

Coloca la bebida en el frigorífico durante 2-3 horas para que los ingredientes suelten su sabor y valor nutricional.

Agregue cubitos de hielo para refrescarse más.

También puedes utilizar rodajas de naranja, cerezas, fresas y otras frutas para preparar una bebida isotónica casera.

Tenga siempre a mano una botella de bebida nutritiva durante el clima cálido o el esfuerzo físico intenso.

¡Buena suerte!

Leave a Response

Marina García
¡Hola! Soy Marina García, escritora de arte de la jardinería, amante de la cocina y defensora entusiasta de los consejos útiles.