Consejos útiles

¿Por qué vale la pena comer frutos rojos? Estas pequeñas frutas apoyan la circulación y más.

26views

Estos pequeños frutos probablemente sean muy conocidos por todos los amantes de las conservas y la repostería. Sin embargo, mucha gente no sabe que las bayas no sólo son sabrosas, sino que también tienen muchos beneficios para la salud.

es casi sinónimo de vacaciones. Es en esta época cuando maduran y se vuelven negras en los claros del bosque. Se pueden encontrar en bosques caducifolios, de coníferas e incluso en brezales. ¡La mayoría de nosotros recordamos haber recogido bayas de nuestra infancia y qué no hacer! – comiéndolos directamente del monte.

Aunque hoy en día somos conscientes de que la fruta cosechada debe lavarse por motivos de salud, muchas veces nos olvidamos de sus propiedades para la salud. Completamente equivocado, porque una porción de bayas puede proporcionar una gran dosis de vitaminas y minerales. Las bayas, es decir, arándanos, arándanos o bayas azules (el «azul» es importante porque, aunque en polaco los arándanos son negros, las bayas negras son moras), tienen frutos y… hojas saludables.

Guía de Salud: Saludable Entrevistada, episodio 12 vitamina B

¿Cómo lavar las bayas?

La temporada de frutos rojos coincide con las vacaciones, es decir, dura de junio a agosto, aunque sin duda hay menos en este último mes. Aunque fresco sabe mejor, sigue siendo conllevan el riesgo de contraer una enfermedad peligrosa e incluso a veces mortal. Para evitar el contacto con larvas de tenia, la fruta debe lavarse cuidadosamente o procesarse térmicamente. Para deshacerse de los huevos de este parásito es necesaria una temperatura superior a los 60 grados centígrados.

Bayas – propiedades

¿Qué se esconde en las bayas? ¿Por qué vale la pena alcanzarlas? Es una fuente de vitaminas: la vitamina A tiene un efecto positivo sobre el estado de la piel y las uñas, la vitamina C nutre el cuerpo y fortalece el sistema inmunológico, la vitamina K participa en los procesos hematopoyéticos y es responsable de la coagulación sanguínea adecuada.

Las vitaminas B contenidas en las bayas, es decir, tiamina, riboflavina y niacina, tienen un efecto beneficioso sobre el sistema nervioso y pueden ayudar a reducir la sensación de fatiga. La riqueza de antocianinas confiere a las bayas propiedades antioxidantes, lo que reduce el riesgo de enfermedades cardíacas y del sistema circulatorio y el riesgo de desarrollar cáncer.

Se cree que los antioxidantes también pueden ralentizar los procesos de envejecimiento celular. Además, algunos estudios indican que pueden ralentizar los procesos de envejecimiento del cerebro, mejorando los procesos de pensamiento.

A su vez, los minerales contenidos en las bayas, como el zinc, el fósforo, el potasio, el manganeso y el hierro, tienen una serie de propiedades beneficiosas para la salud: reducen el riesgo de anemia, tienen un efecto beneficioso sobre el estado de los músculos y fortalecen. el sistema esquelético, el cabello y las uñas. Sin embargo, la luteína, presente en las bayas, es fundamental para una visión adecuada.

En la medicina popular se conocen y utilizan desde hace años las propiedades de las bayas relacionadas con su influencia en la correcta digestión. También puedes preparar té con las hojas de la baya para este propósito. Alivia los síntomas de diarrea y calambres intestinales. Al comer arándanos, puedes lucir bella, sentirte saludable y… lucir delgada, porque los arándanos tienen solo 51 kcal por 100 g.

¿Qué hacer con las bayas?

Si queremos conservar más tiempo el sabor del verano, conviene preparar conservas de frutos rojos. Las mermeladas, conservas y frużelina saben muy bien. También puedes preparar jugos sabrosos y saludables a partir de bayas. Además, son un excelente relleno para albóndigas que se pueden congelar y conservar hasta el invierno.

Los arándanos también saben bien como complemento de pasteles, los famosos bollos, muffins y tortitas de arándanos. Los arándanos se pueden comer con pasta, nata, yogur o suero de leche. Puedes agregar un puñado de ellos al suero de leche de la mañana, diversificando su sabor. ¡La lista de platos con frutos rojos parece interminable! También pueden ser ingrediente de cócteles saludables y sopas de frutas, que es el plato estrella de cada verano.

Leave a Response

Marina García
¡Hola! Soy Marina García, escritora de arte de la jardinería, amante de la cocina y defensora entusiasta de los consejos útiles.